abril 06, 2009

Oraciones

Hace mucho que dejé de creer en creer en dios, pero hoy, al cerrar los ojos, me descubro pidiendo : "Que todos los que quiero duerman en paz".

Tal vez sea la dosis de instituto católico de señoritas que tuve hoy, o la vocesita que tanto ansiaba oír dandome las más dulces gracias, o tal vez, en el fondo, nunca he dejado de ser esa niñita que rezaba Angelito de mi guarda y escribía en sus cuadernos "¡Ciencia y Pureza!".

1 comentario:

cela dijo...

aveces necesitamos creer